Fandom

La Biblioteca del Viejo Mundo

Batalla de la Caída del Cielo

5.536páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Compartir

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Carros Flamígeros de Tzeentch John Blanche.jpg
Aunque los hechos precisos de una invasión demoníaca son, por suerte, difíciles de recopilar, en 2031 el famoso bardo bretoniano Tyness Evain recogió con alarmante detalle el asedio de Montfort.

Montfort era una poderosa ciudadela y podría haber resistido un asedio durante meses, pero los demonios de Tzeentch descendieron desde el firmamento para atacar a sus aterrorizados defensores. Centenares de arqueros murieron cuando la abominación de dos cabezas denominada Tejedestinos redujo las rampas del este a meros escombros humeantes y, aunque tres veintenas de caballeros pegaso salieron a su encuentro, se encontraron en medio de un duelo aéreo contra las bandadas de aulladores.

La descripción detallada y de algún modo blasfema de los eventos que relata Evain, elogiaba la miríada de colores y formas que componía la hueste demoníaca y el bretoniano elaboró rimas sobre los colores cegadores del ejército, aunque cuando llegó el momento de la prosa, se puso serio describiendo el momento en que el Príncipe Demonio derrumbó las puertas con sus garras. A continuación, ensalza las virtudes de Sir Callain mientras luchaba desesperadamente por proteger a la Profetisa de la Dama, momento en que sus versos adquirieron un tono melancólico hasta que finalmente Callain flaqueó, con su escudo destrozado y su placa pectoral machacada.

Para el sabio de lo arcano, un acontecimiento como este revela mucho de la naturaleza demoníaca y la forma en la que organizan sus ataques. Evain describe cómo filas llenas de horrores rosa babeando y exultantes bajo estandartes sacrílegos y cómo Kairos, el demonio de dos cabezas, los dirigía. Habla de grupos de Incineradores de Tzeentch rastreando las almenas con fuego arcano y hermandades de príncipes demonio desgarrando y haciendo pedazos a los caballeros de Bretonia. Se trata de un relato conmovedor porque hace un retrato vívido que ofrece una visión aterradora de un ataque demoníaco.

FuenteEditar

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar