FANDOM


Espiritus de Kislev
"Lo único peor que tener una shuulam en tu stanitsa, es no tener una shuulam en tu stanitsa"
Chaglyn, ataman ungol
"Las shuulam tienen su lugar… tan lejos como sea posible de mi, por si acaso."
Radii Tyurin, Lancero Alado Gospodar
"¡Es una bruja! ¡Quemadla!"
Gerd von Blachelsdorf, Mercenario Imperial

Una antigua tradición de hechiceras sobrevive entre los Ungoles, y su influencia se extiende incluso a los Gospodares. Las Mujeres Sabias conservan la sabiduría popular de las tribus, mediando con los espíritus de la estepa, y manteniendo un ojo vigilante sobre la mancha del Caos.

Naturalmente, todo el mundo los odia.

Esto es, por supuesto, un poco exagerado, pero en ni las Mujeres Sabias, ni las shuulam, son realmente populares. Las razones de esto se ven claras cuando sus actividades se examinan en detalle.

Tradición y Sabiduría Editar

Pat-Loboyko-wise-woman

Las Mujeres Sabias son principalmente llamadas sabias porque conocen mucha de la historia de las tribus Ungoles y por sus tratos con las criaturas de la estepa. Usan este conocimiento para ayudar a la tribu. En algunas zonas, la habilidad para obtener tal información podría hacerlas populares, pero en las estepas del norte de Kislev, su conocimiento consiste casi enteramente en desastres pasados y los estragos de los servidores de los Poderes Ruinosos.

Por ello, sus consejos casi siempre consisten en decirle a la gente las cosas que no pueden aunque parezcan una buena idea. “Aquel valle puede parecer defendible y fértil, pero fue el hogar de un culto que ataba demonios”. “Viajar al sur a caballo podría reportar beneficios, pero si la rota no realiza un ritual concreto, entonces los fantasmas de una banda de saqueadores Kurgan serán liberados para ir en pos vuestra”. Y así sucesivamente.

Entre los Ungoles, casi nadie cuestiona a las Mujeres Sabias. No hay historias tradicionales de lo que pasa cuando lo haces. Algunos grupos de Gospodares proveen cada año de nuevos cuentos con moraleja sobre aquellos que ignoraron la advertencia de una shuulam, y los Ungoles cuentan historias sobre el último desastre que les ocurrió a sus conquistadores.

Cuanto más tiempo viva un grupo en las estepas, es menos probable que ignoren la advertencia de una shuulam, pero siempre hay unos pocos que albergan sospechas sobre las fuentes del conocimiento de estas mujeres. Algunos Ungoles albergan dudas similares, pero confirmar que realmente hay un Demonio viviendo en la colina, no serás protegido sólo porque la sabia que te avisó fue advertida por el mismo Demonio.

Ayuda que, cuando se alcanza una edad avanzada en un grupo, las mujeres sabias tiendan a ser al menos algo sabias, así que seguir sus consejos muy raramente llevará al desastre. Hacer lo que ellas dicen puede no ser agradable, pero normalmente es seguro, y esto cuenta mucho es las estepas.

Espíritus Editar

Pat-Loboyko-hag-mother

Las Mujeres Sabias tambien tratan con una miríada de espíritus menores que habitan las estepas. Todas las sabias tienen la Visión –la habilidad de ver o sentir de otra forma las criaturas sobrenaturales –lo que les permite buscar a los espíritus que puedan estar causando problemas a una rota y tratar con ellos.

Estos espíritus son típicamente vengativos y maliciosos, y tratar de destruirlos o expulsarlos simplemente invita a una represalia mayor. Las Mujeres Sabias a veces toman esta medida cuando un espíritu es una amenaza mayor, pero generalmente alcanzan algún acuerdo para apaciguar al espíritu, lo que generalmente involucra a los aldeanos a hacer algo extraño y difícil o desagradable. Los sacrificios no son raros, aunque cualquier espíritu que pida un sacrificio humano será señalado para ser destruido. Los rituales extraños o prohibiciones aplicadas a toda la aldea también son condiciones comunes en los tratos. Los espíritus que piden que una aldea haga algo que disfruten son increíblemente raros, así que las Mujeres Sabias pocas veces traen buenas noticias de sus negociaciones.

Además, las Mujeres Sabias son afines a los espíritus y, por consiguiente, pueden enviarlos a acosar a sus enemigos. Algunas amenazan con hacer exactamente esto en disputas entre aldeas, y algunas pueden incluso cumplir sus amenazas. Así, incluso las que no tienen poder mágico propio pueden tener acceso a respaldo sobrenatural, y este respaldo no tiene el menor intereses para los humanos.

Los Corrompidos Editar

Furia de los espíritus brujas

Viviendo en una tierra tan cercana a los Desiertos del Caos, tan repetidamente pisoteada bajo los pies de las hordas mutantes, que ha sido retorcida y remodelada incontables veces por las fuerzas del cambio, era de esperar que la gente de Kislev mostrara a veces signos de corrupción.

Esta manifestación es muy peligrosa. Aquellos tocados por los Poderes Ruinosos son declarados espías y traidores. Cada vez que la corrupción se manifiesta, las Mujeres Sabias – gracias a la Visión – pueden verla y tomar medidas. Expulsan al corrompido a la oblast, y desaparece del conocimiento de la aldea.

La corrupción normalmente se manifiesta en la niñez poco después del nacimiento, y los padres entregan a sus hijos sin protestar. Pero necesariamente no tiene que gustarles esto. Aunque puedan admitir que no es culpa de la sabia que su hijo fuera un Mutante, es difícil evitar culpar a la gente que te arrebata a tu hijo.

Es incluso más difícil cuando la corrupción no es visible y es algo que solo la sabia puede ver. Los Gospodares a menudo protestan en tales circunstancias, y a veces, las sabias deben recurrir al sigilo para eliminar la amenaza de la aldea.

Entre los Corrompidos Editar

Hag Witch pot Pat Loboyko Bruja Ungol - Shuulam

Casi todo el mundo asume que las Mujeres Sabias matan a los corrompidos, para que así sus corruptos espíritus no puedan volver para perseguir a los vivos. Las sabias fomentan esta creencia, pero está lejos de la realidad.

Más bien, los corrompidos son llevados a comunidades remotas y ocultas en las que son esclavizados y forzados a prestar su ayuda a las shuulam para cualquier propósito oscuro que puedan tener. Los más corrompidos encuentran su fin rápido mediante torturas brutales o el agotamiento de su energía vital por algún ritual o alguna otra cosa. Aquellos con la resistencia para aguantar los crueles tratos de las shuulam, al final son enviados al norte para que encuentren su muerte luchando en los Desiertos del Caos. Las sabias justifican sus actos con la excusa de que la única manera de que un alma corrompida pueda ser purificada es luchar contra las fuerzas que causaron tal corrupción, y por eso instruyen a los corruptos para luchar y morir por Kislev.

Hay muchas teorías sobre donde se originó esta tradición, aunque tampoco es que las tácticas de las Mujeres Sabias sean conocidas más allá de sus filas. Aquellos que son conscientes de este proceder proclaman que las Mujeres Sabias simplemente están siguiendo las mismas costumbres usadas por los Norses, quienes también mandan a aquellos alterados ha encontrar su destino en las profundidades de las Tierras Oscuras. Otro creen que despachar a estos sufridos mortales a un violento final no es más que purgar sus tierras de corrupciones indeseadas.

Reclutamiento Editar

Las Mujeres Sabias reclutan a todas las niñas elegidas por los espíritus. En la práctica, esto significa todas aquellas con la Visión. Estas chicas son alejadas de sus padres cuando son jóvenes y son llevadas en secreto para ser entrenadas con las otras Mujeres Sabias. Entre los Ungoles, esta práctica es aceptada, aunque raramente de buena gana. Entre los Gospodares, las sabias a veces tienen que raptar a las candidatas, lo que solo añade a su reputación la de raptoras de niñas.

Magia Editar

Bruja y guerreros Ungol

La mayoría de Mujeres Sabias no pueden usar magia más allá de la habilidad de poder sentirla. Con todo, unas cuantas son bendecidas más intensamente por los espíritus y tienen la habilidad para dar forma a hechizos. Esta bendición tiene dos efectos secundarios. El primero, es que las Mujeres Sabias aparentemente envejecen más rápido de lo normal, así que una sabia con treinta veranos puede verse como una viaja de sesenta. Esta apariencia envejecida no tiene efecto sobre sus habilidades mentales o físicas, así que la vieja bruja puede ser mucho más vivaz de lo que uno podría esperar. Este efecto es el por qué las sabias controladoras de la magia son conocidas como shuulam(1). Las shuulam son aquellas que esgrimen magia básica, mientras que las madres shuulam son las más poderosas entre ellas. El segundo, la magia ralentiza el envejecimiento real de la shuulam. Una shuulam puede vivir fácilmente hasta los 100 años, y algunas viven incluso bastante más.

(1)N del T: Debería ser una traducción de “hag” (vieja bruja), con lo que tendría más sentido que “shuulam”.

Organización Editar

Las Mujeres Sabias tienen una organización a nivel nacional, pero estas actividades están bastante restringidas. La mayoría de los problemas son tratados por una Mujer Sabia o en pequeños grupos, y raramente sienten la necesidad, o el deseo, de pedir ayuda de otra sabia. Sin embargo, todas las Mujeres Sabias reconocen la autoridad de las madres ancianas, las más viejas y sabias entre ellas. La mayoría de estas mujeres son madres shuulam, pero algunas son de las sabias más antiguas. Las madres ancianas determinan donde son entrenados los corrompidos y deciden las misiones que recibirán. Las madres ancianas son también responsables del entrenamiento inicial de las Mujeres Sabias y decidiendo cuales se convertirán en shuulam. En teoría, podrían desarrollar otras normas para las sabias, pero “combatir al Caos” ha sido una buena norma durante generaciones y no tiene pinta de cambiar a corto plazo, si es que lo hace.

La mayoría de las Mujeres Sabias viven en aldeas o grupos nómadas, cuidando del grupo. La mayoría de shuulam viven lejos de otros Humanos, o solas en áreas remotas o viajando de un sitio a otro. Esta división no es absoluta, y las excepciones existen en ambas direcciones, aunque las Mujeres Sabias aisladas son más raras que las shuulam viviendo en asentamientos. A menudo, vive más de una sabia en un asentamiento, aunque en tal caso, una es la sabia del asentamiento, y las otras son sus aprendizas y asistentas. Esta práctica es mantenida por una parte para asegurarse de que las Mujeres Sabias tienen la experiencia necesaria antes de tomar la responsabilidad de un asentamiento y por otra parte, para proporcionar un seguro contra la muerte repentina de una Mujer Sabia.

Actitudes Editar

A los Ungoles no les gustan las Mujeres Sabias, pero las toleran y siguen sus consejos porque saben que las alternativas son incluso peores. Casi todas las aldeas Ungoles se unen para defender a su Mujer Sabia contra las amenazas externas, como unos pocos cazadores de brujas del Imperio han descubierto para su consternación. Por supuesto, en pocos casos, no llegan a intervenir hasta después de que los cazadores de brujas la hayan torturado un poco, sólo por si acaso ella estuviese realmente sirviendo al Caos.

Los Gospodares desconfían mucho más de las Mujeres Sabias. Creen que todas estas mujeres tienen poderes mágicos, maldicen a la gente, particularmente a la Gospodares que las contrarían, y usan su magia para engañar a hombres viriles para encontrarlas atractivas. Por otro lado, los Gospodares, de mala gana, reconocen que las Mujeres Sabias cumplen una función importante y, por consiguiente, no suelen perseguirlas. La mayoría de Gospodares, sin embargo, prefieren que las shuulam cumplan su importante función lejos de ellos.

La gente de más allá de Kislev suele pensar que las shuulam son obviamente brujas asociadas con los Poderes Oscuros. Los habitantes del Imperio son particularmente propensos a esta creencia, y los cazadores de brujas en Kislev se han metido a menudo en problemas serios.

Shuulam Famosas Editar

A lo largo de los siglos, han existido muchas shuulam famosas. Aquí hay varios ejemplos, pero hay muchas más, y a algunas de las cuales se le atribuyen numerosos hechos legendarios.

  • Baba Khubleya: Cuando nació Khubleya, se dice que los espíritus se reunieron en números nunca vistos, clamando por llevarse su juventud. Ella era una bebé extremadamente fea, con una piel arrugada, mechones de pelo blanco, y dientes deteriorados y negros. Las Mujeres Sabias reconocieron la bendición de este nacimiento e inmediatamente se la llevaron para ser entrenada. Ahora, con ocho años, Khubleya es una adivina extremadamente poderosa, y los Ungoles viajan desde muy lejos para que la marchita niña les diga sus fortunas.
  • La Shuulam del Mar: La historia ha olvidados el nombre de la bruja ahora llamada la Shuulam del Mar. Una vez avisó al Khan Wieran de la defensa contra los Gospodares cuando Erengrado aun era la capital Ungol de Norvard. Sin embargo, sus maldiciones no eran nada para la magia helada de las hechiceras de hielo invasoras, y tras una amarga guerra, su gente fue conducida al Mar de las Garras y masacrada. Las leyendas cuentan que ella aun vive allí, bajo las olas, mandando los espíritus de su gente para maldecir a los Gospodares con una furia infinita.
  • Baba Osuleg: Se dice que vive en una choza aislada hecha con los huesos de los Ungoles caidos, la horrible Baba Osuleg entrena a una gran comunidad de corrompidos en los profundo del Territorio Troll. Sin embargo, Osuleg desarrolló recientemente una mutación, y sus siglos de servicio no significarán nada si las Mujeres Sabias la encuentran. Así que, Osuleg está haciendo los preparativos para mantenerlas a raya, ya que su trabajo es más importante que un miembro extra o dos, y no puede permitirse parar.

Fuente Editar