Fandom

La Biblioteca del Viejo Mundo

Karak-Vlag

5.921páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Compartir
Imagen batalla Enanos contra Guerreros del Caos imagen 8ª Edición.jpg

Aunque el más norteño de los reinos Enanos en las Montañas del Fin del Mundo es hoy Karak-Kadrin, existía una fortaleza más lejana, situada al Sur del Paso Elevado (Belyevorota) de las montañas fronterizas con Kislev y los valles kislevitas del Este. Karak-Vlag ("Fortaleza de la Desolación") era la más septentrional de todas las fortalezas enanas de Karaz-Ankor. Era conocida por diversos motivos, pero sobre todo por la gran cantidad de mineral de hierro que se encontraba bajo sus cumbres graníticas. Los herreros de Karak-Vlag eran los mejores de todos los reinos Enanos. Las puertas de hierro de la fortaleza eran su mayor obra, con dragones de hierro forjado entrelazados con escenas de batallas que representaban los viejos días en que los Enanos expulsaron a estas grandes bestias de las cuevas para quedarse con la montaña.

Se decía que la fortaleza era la más fuertemente fortificada de las Montañas del Fin del Mundo. Sus accesos estaban protegidos por torres de vigilancia construidas en los picachos y unidas entre sí por ocultas escaleras excavadas en la roca. Incluso en el interior de la fortaleza los corredores principales estaban plagados de portones de rejas metálicas que los Enanos podían subir o bajar para asegurar por separado cada parte de la fortaleza. Los reyes de Karak-Vlag precisaban de todas estas medidas de seguridad, ya que vivían en la zona más peligrosa de las Montañas del Fin del Mundo, plagada de bandas de Guerreros del Caos y grandes monstruos.

Karak Vlag no cayó frente a las hordas de Orcos y Goblins. Estaba muy lejos de la avalancha verde que expulsó a los Enanos de Karak-Ungor y Karak-Varn, y sus enormes defensas disuadían a las pequeñas bandas de pieles verdes que se acercaban. El asalto más importante ocurrió casi 750 años después, y cuando lo hizo los Enanos estaban preparados, gracias a que las torres de vigilancia advirtieron de la amenaza con antelación. Después de una violenta batalla, los Orcos lograron penetrar en las salas superiores, pero sus fuerzas fueron separadas por los rastrillos levadizos situados estratégicamente. Tras esto, los Enanos eliminaron estos pequeños grupos de invasores uno a uno.

Durante más de 2.200 años después de la llegada de Sigmar, Karak-Vlag siguió formando parte del Imperio Enano restante a pesar de su lejanía. Pero la fuerza de sus fortificaciones y la determinación de sus defensores no fueron suficientes para rechazar el poder del Caos. Durante la Gran Guerra contra el Caos en el año 2301 C.I. la disformante influencia del Caos que se extendía hacia el Sur a lo largo de las Montañas del Fin del Mundo envolvió a Karak-Vlag, aislándola del resto del mundo. Cuando los exploradores Enanos regresaron tras la retirada del Caos, buscaron la fortaleza, pero no encontraron rastro alguno de Karak-Vlag. Toda la fortaleza había desaparecido, como si nunca hubiera existido.

El verdadero destino de Karak-Vlag nunca se ha podido descubrir. Quizás fue engullida por el Reino del Caos y sus habitantes obligados a sufrir las atenciones de los Demonios para toda la eternidad. Quizás fue transportada a algún lejano lugar en el espacio o el tiempo, quizás al propio mundo de los Demonios. Probablemente nadie sabrá nunca la verdad. Puede que algunos maestros del saber alberguen sospechas acerca de lo acontecido, pero el destino de Karak-Vlag no es un tema del que los Enanos quieran hablar. Cuando la suerte de Karak-Vlag surge en una conversación, los Enanos quedan extrañamente silenciosos, cada uno sumido en sus peores temores.

El destino de los últimos supervivientesEditar

Guerreros de Clan Enanos por Adrian Smith.jpg

El destino de la fortaleza enana de Karak-Vlag sólo lo conocen los Dioses del Caos, pues Las historias enanas solo indican que se perdió todo contacto con la fortaleza y, cuando una expedición fue a descubrir lo que pasaba, no encontró ni rastro de Karak-Vlag. Era como si la fortaleza no hubiera existido nunca; fue arrancada de la realidad por los Poderes Oscuros, y sus habitantes quedaron condenados a sufrir un inimaginable tormento bajo las crueles atenciones de los Demonios.

No hay ningún documento que explique las miserias por las que tuvieron que pasar los Enanos de Karak-Vlag durante sus últimos días, ni en donde se relate su sufrimiento y valentía. Lo que pasó en Karak-Vlag sigue siendo una incógnita, pero hay una historia que sí se conoce, una leyenda que sigue viva, a pesar de que nadie fuera de los Reinos del Caos la conoce. Se trata de la saga de los supervivientes de Karak-Vlag que huyeron bajo el liderazgo de Anarbarziz en busca de refugio en el sur.

Anarbarziz, sobrino del rey de la fortaleza, había estado luchando con los Goblins en el Este, con la mayoría de los Enanos de su clan. Cuando regresó victorioso a su hogar, descubrió que había desaparecido. El hedor del Caos aún seguía en el aire y Anarbarziz temió un próximo ataque. No sabía si la fortaleza desaparecida se había ido para siempre, por lo que quiso curarse en salud y buscar refuerzos antes de investigar un poco más. Al final, regresó con sus soldados al sur, hacia el puesto fronterizo de Ar-Anrak, una fortaleza periférica de Karak-Ungor.

El viaje hacia el sur de los últimos vlagianos supervivientes no pasó inadvertido. Desde el interior del Palacio del Placer, el Guardián de los Secretos Amin'Hrith el Despellejaalmas observó al ejército Enano en su espejo de oro. El Gran Demonio no formó parte de la horda que asaltó la fortaleza, pero sabía que su señor había intentado por todos los medios esclavizar a los Enanos de Karak-Vlag, de modo que reunió a sus subordinados.

Los Pilares SangrientosEditar

Diablo of Slaanesh.jpg
Al sur de Karak-Vlag se extiende una tierra alta y plana de decenas de kilómetros de extensión, y que está dominada por enormes pilares de roca volcánica. El suelo se levanta al ritmo de los temblores de tierra y las fosas sulfurosas burbujean y hierven entre las ruinas de las montañas ígneas que rodean la meseta. Estas son conocidas por los Enanos como los Pilares Sangrientos, por una batalla que hubo entre Enanos de Karak-Ungor y una horda de Goblins liderada por Grukha el Estrangulador. El aire está lleno de gases nocivos, y pocos habitantes, ni siquiera los Enanos más resistentes, osan adentrase en él. Pero la situación de los vlagianos era desesperada y era fundamental avanzar rápidamente, por lo que Anarbarziz decidió conducir a sus tropas a través de este traicionero paisaje, en vez de rodearlo por el oeste.

Amin'Hrith atacó entre los burbujeantes géisers y los empalagosos gases. En los relucientes portales pronto aparecieron los Rastreaalmas de Slaanesh que avanzaron había las sinuosas montañas. Cogida por sorpresa, la vanguardia del ejército enano pronto se vio rodeada por demonios. La legión de Despellejaalmas, con crueles diablillas y extraños diablos, se les acercaban por todos lados intentado aniquilarlos.

Aunque fueron atacados por todos lados, los Enanos opusieron una dura resistencia, sobre todo Anarbarziz. Allí donde combatía, los Enanos veían aumentada su valentía y luchaban con un enorme vigor. Tan férrea fue la defensa de los Enanos, que sólo la vanguardia fue derrotada, y los Demonios de Amin'Hrith no pudieron vencer. Viendo que no podían ganar, Despellejaalmas volvió con lo que quedaba de su ejército al Reino del Caos, donde se esforzó en buscar otros medios para satisfacer su ambición.

Aunque muy malheridos, los Enanos salieron victorioso y se dirigieron sin descanso hacia la fortaleza de Ar-Anrak. Allí explicaron su trágica historia a sus torvos habitantes. El comandante de la guarnición, Kungrim, ofreció a sus guerreros para que los escoltaran en el viaje hasta Karak-Kadrin, lo que Anarbarziz aceptó de buen grado. Empezaron a preparar el largo viaje que les esperaba durante los días más calurosos de verano.

Asedio de Ar-AnrakEditar

Señor de la Transformación 7ª.jpg
A pesar de haber sido derrotado, Amin'Hrith no se dio por vencido. Se acercó al Señor de la Transformación conocido como el Vigilante Ancestral, y le propuso una alianza. A cambio de esta ayuda, Despellejaalmas prometió aniquilar a uno de los Señores de la Transformación rival del Vigilante Ancestral. Aunque este último se conformó con mirar desde su pináculo en la Fortaleza Imposible, envió a algunos de sus Horrores y Aulladores para que lucharan junto al ejército de Slaanesh. Las veloces fuerzas de Amin'Hrith se vieron considerablemente reforzadas por las tropas mágicas; además, el Guardián de los Secretos no dejaría de atacar una y otra vez.

La hueste demoníaca de Despellejaalmas atacó Ar-Anrak pocos días después de que llegara Anarbarziz. Los Enanos situados en los muros acribillaron el avance de los Demonios con sus ballestas y arcabuces, pero tuvieron que alejarse de los muros debido a los Aulladores que caían en picado sobre sus filas. Las Diablillas escalaban las piedras del muro con total facilidad mientras que los Horrores de Tzeentch hacían explotar la robusta puerta con sus poderes mágicos.

Atacados desde la puerta y los muros, los Enanos no pudieron parar el avance de los Demonios y Amin'Hrith dirigió sus tropas hacia el castillo. El combate fue muy violento en las habitaciones y pasillos interiores y Kungrim ordenó la retirada. Dejando una retaguardia para proteger la evacuación, los vlagianos y la guarnición huyeron de la ciudadela hacia los desiertos olvidados que había tras sus muros.

La batalla del Cañón de la MuerteEditar

Así, la última batalla de los vlagianos se tuvo que luchar en el sinuoso valle conocido como el Cañón de la Muerte, en Uzkul-ak-Dreg. Al sureste del valle, Amin'Hrith organizó sus huestes ultraterrenas. Los Demonios aullaron y discutieron mientras los Enanos se dirigían a su través. Las pocas máquinas de guerra rescatadas de Ar-Amrak bombardearon a los Demonios para abrir un camino entre sus filas; Anarbarziz condujo a sus vlagianos hacia ese espacio abierto.

Fue entonces cuando las montañas situadas detrás del ejército Enano se dividieron en dos. Por todo el cañón, empezaron a resonar los cuernos de bronce, y el avance de centenares de pies ensordeció el valle. A la cabeza de una temible legión de Desangradores estaba el Devorador de Almas Kharang'kahar Tejedordesangre, arrastrando al reino mortal por el calor de la batalla. Los Mastines galopaban a su lado, aullando su sed de sangre, mientras los Juggernauts piafaban y rebuznaban, deseosos de combatir.

En medio de los dos ejércitos de demonios, los Enanos lucharon espalda contra espalda, vlagianos junto a ungoritas. No tenían ninguna oportunidad de ganar, pero Amarbarziz esperaba que algunos de sus guerreros pudieran sobrevivir para notificar a sus amigos del sur lo que allí ocurría. Pero no fue así, aniquilaron hasta el último guerrero Enano, así que lo que ocurrió en Karak-Vlag sigue siendo un misterio hasta hoy en día.

Conflicto de CanonEditar

Según el suplemento Tomo de Corrupción de Warhammer: El Juego de Rol, Karak-Vlag sería el origen de los actuales Enanos del Caos. Desde ella se habría iniciado la colonización de Zorn Uzkul, la Llanura de Zharrduk y las Montañas de los Lamentos, y al producirse una gran invasión del Caos (al no indicar fechas, se asume que se trata de la fase inicial de la Gran Guerra contra el Caos antes mencionada) los Herreros Rúnicos de estos Enanos habrían realizado un ritual mágico para proyectar sus plegarias al vacío. Hashut les habría ofrecido una forma de salvarse y Karak-Vlag habría desaparecido con todos sus habitantes. Los supervivientes se convertirían en los adoradores de este Dios del Caos, fundarían Zharr-Naggrund y crearían la raza de los Orcos Negros.

Sin embargo, el resto de fuentes dejan claro que los Enanos del Caos existen desde el -4000 C.I., y Tomo de Corrupción es el único libro que relaciona la desaparición de Karak-Vlag con los Hijos de Hashut, por lo tanto no se puede tomar como algo válido. Otro aspecto a tener en cuenta es que Tomo de Corrupción contiene varias contradicciones con el canon oficial.

FuentesEditar

  • Libro de Ejército: Enanos (4ª Edición).
  • Warhammer Fantasy JdR: Dwarfs - Stone and Steel (1ª Ed. Rol)
  • Warhammer Fantasy JdR: Tomo de Corrupción (2ª Ed. Rol)

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar