Fandom

La Biblioteca del Viejo Mundo

Khaine (Humano)

5.536páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Compartir

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

KhaineOldWorld.jpg

Khaine es el terrible Señor del Asesinato, el patrón de los asesinos. Se dice que siente celos de su hermano mayor Morr, que reina sobre los muertos, y que roba las almas de los asesinados y sacrificados en su nombre para construir su propio y oscuro reino.

Se le representa como un ser grotesco y achaparrado, con una enorme y sonriente boca llena de colmillos y cuatro brazos, cada uno armado con una daga. Su culto está fuera de la ley en todo el Viejo Mundo, y por lo general su nombre sólo se usa en las maldiciones. Pero hay cultos secretos de Khaine aún en activo en los más profundos subterráneos de muchas ciudades del Viejo Mundo, con templos ocultos donde se ofrecen sacrificios humanos en obscenos rituales.

Aunque su origen está en el Khaine élfico, con el tiempo ha desarrollado ciertas diferencias respecto a su contraparte élfica. De echo los propios Elfos lo consideran una versión degenerada de su propio culto a Khaine, por lo que les produce rechazo el Khaine humano y prefieren no relacionarlos.

KhaineEditar

El Señor del Asesinato es un caso peculiar dentro del Viejo Mundo. Aunque está considerado como una deidad legítima, miembro del panteón divino que conforman las diversas religiones practicadas en el continente, el culto a Khaine ha sido declarado ilegal, y no sin motivo. En unas tierras regidas por leyes no hay lugar para los ritos y ceremonias que exige un dios de manos ensangrentadas. Por eso se prohíbe la adoración de Khaine, se ejecuta a sus seguidores y se arrasan los pocos templos consagrados al dios en un intento por disuadir a otros de defender su blasfema causa.

Pese a tratarse de una deidad prohibida, Khaine cuenta con muchos devotos en el Viejo Mundo. Sus sectas operan en secreto en todas las grandes comunidades y asentamientos, reuniéndose en lugares oscuros y aislados para rendir homenaje a su espeluznante maestro y urdir planes de asesinato con la esperanza de obtener su bendición. Aunque estos sectarios no se dejan amilanar por la amenaza de las hogueras de los cazadores de brujas, raras veces actúan al descubierto, y prefieren maniobrar en las sombras. Quienes se oponen a ellos suelen ser encontrados en sus camas con la garganta cortada, o tal vez estrangulados o destripados mientras sus cónyuges dormían plácidamente.

Dada la oposición a la que se enfrenta este culto, los seguidores de Khaine carecen de jerarquía formal. Operan en pequeñas células independientes dispersas por todo el Viejo Mundo. Si bien todas ellas comparten la misma pasión por el asesinato, existen muchas diferencias entre cada grupo; las cuestiones relacionadas con asuntos de dogma, propósitos e incluso prácticas son algunas de las más candentes.

SímbolosEditar

Mike Nash Asesino.jpg

Los símbolos de Khaine, aunque nunca se exhiben despreocupadamente, son el Escorpión Negro de la Medianoche, preparado para golpear y con veneno goteando de su cola, y la Daga de Hoja Serpentina, a menudo de color negro y con la hoja manchada de sangre.

Sus seguidores más devotos también se tatúan el aguijón de un escorpión en la carne que hay entre el pulgar y el índice, mientras que otros llevan esta marca bajo el ojo izquierdo. Los altos cargos del culto también suelen hacerse más tatuajes en la espalda, los antebrazos o la región lumbar. Todos los miembros del culto utilizan dagas especiales, famosas por sus hojas onduladas, y tratan en la medida de lo posible de incorporar la imagen del escorpión en sus accesorios, sus joyas o incluso su indumentaria.

Cuando participan en ceremonias religiosas, los miembros del culto suelen vestir túnicas negras con adornos rojos. Este atuendo simboliza la relación del Señor del Asesinato con su hermano Morr, así como la sangre que mana de una herida mortal bien asestada.

CarácterEditar

Khaine es el Señor del Asesinato, y es adorado a través de los actos homicidas, deleitándose con el susurro mortífero de la daga, el sabor agridulce de veneno, del hermano asesinando al hermano.

Khaine no se deleita con las matanzas indiscriminadas, más bien con el acto del asesinato premeditado, el asesinato de inocentes por dinero o sin razón alguna. Muchos Asesinos veneran a Khaine, puesto que saben que éste protege a aquellos que le llevan nuevas víctimas a su Reino Oscuro, y se las ofrecen al Señor del Asesinato.

Área de CultoEditar

Los adoradores de Khaine pueden encontrarse por todo el Viejo Mundo, pese al hecho de que su culto ha sido prohibido bajo pena de muerte. Sus seguidores se congregan sobre todo en lugares de depravación y sufrimiento, pues sus actividades resultan más sencillas en ellos. No obstante, los santuarios de recta moral y devoción a los dioses legítimos del Viejo Mundo tampoco están a salvo de sus ataques.

Khaine es una deidad casi exclusivamente humana (no se debe confundir al Khaine que se venera en el Imperio con el Khaine adorado por Elfos y Elfos Oscuros), y su culto se limita predominantemente a los grandes pueblos y ciudades, pues requiere de contacto humano para su desarrollo, y se disgrega rápidamente si se quedan sin un suministro continuo de víctimas.

En el este del Imperio siempre han existido cultos asesinos (la oscuridad de sus bosques se extiende a las mentes, o eso dicen). La naturaleza cerrada de las comunidades orientales, unida a la intolerancia y desconfianza que sienten hacia los extranjeros, permite que una secta local arraigue entre los lugareños y opere sin llamar demasiado la atención. Aunque los muertos no descansan en paz en el este del Imperio, y abundan los horrores sobrenaturales, no todas las muertes sin resolver pueden achacarse a los No Muertos.

CultoEditar

Los miembros del culto de Khaine son reservados y furtivos, y toman todas las precauciones posibles para evitar ser identificados como tales. Pero, con el tiempo, sus prácticas acaban desvelando su presencia. Siempre que pueden (y al menos una vez al mes, si no más), secuestran víctimas en calles de ciudades o caminos rurales para sus sacrificios rituales. Estos perversos actos se llevan a cabo grabando símbolos sagrados en el cuerpo de la víctima, para luego cortarle la garganta. Sus cadáveres son arrojados al agua, zanja o callejón más cercanos.
Cónclave de Asesinos de SamManley web.jpg
Naturalmente, existen variantes de este procedimiento, pero la regularidad con que debe practicarse es casi universal. Sólo se atrapa a quienes tardan un tiempo en ser dados por desaparecidos, o a quienes puedan apresar sin testigos. Si se encuentra uno de estos cadáveres, y siempre que las pruebas no hayan sido destruidas por la exposición a los elementos o los animales carroñeros, cualquier investigador competente reconoce fácilmente el sello del culto... aunque de bien poco le vale. El agente en cuestión conocerá el método y el motivo, pero carecerá de pistas que señalen la verdadera identidad de los responsables.

Pero no todas las víctimas del culto son ejecutadas mediante este procedimiento ritual, pues el culto predica que no se debe desaprovechar una buena oportunidad de cometer un asesinato. Los más devotos disfrutan de tales atrocidades a la primera de cambio, ya sea en los callejones traseros de las viviendas de mala reputación o en los solitarios caminos, al amparo de la noche.

Varios de los sacerdotes del culto hacen las veces de líderes, pero aparte de este cargo su organización es bastante irregular. La mayoría de sus miembros son laicos; el único requisito es que tengan "sangre en sus manos". Los aspirantes a miembros que se lo piensan mejor antes de cometer el acto acaban siendo la siguiente víctima del culto.

Templos y SantuariosEditar

Altar de Khaine Humano.jpg

No hay templos ni santuarios dedicados a Khaine en el Viejo Mundo. Los seguidores de Khaine lo adoran en templos secretos escondidos bajo las ciudades del Viejo Mundo y en áreas aisladas de la misma región. Los sótanos, cuevas e incluso los claros de algún bosque sirven comúnmente para tales propósitos. Se dice que existe un templo especialmente grande bajo el suelo de Marienburgo. Pero nadie ha podido regresar con una prueba de ello, y quizá esto sea un indicio sobre la vigilancia de los cultistas, y su deseo de mantener el templo en secreto.

El tamaño y la edad del templo dictan su diseño y arquitectura. Un santuario improvisado en el sótano de un edificio viejomundano podría tener únicamente una pequeña estatua de Khaine, colocado sobre un altar lleno de sangre, mientras que un templo antiguo y establecido puede tener muros esculpidos, y decoraciones que describen las cruentas formas de los hijos oscuros de Khaine. En cualquier caso, cualquier decoración y arquitectura estará centrada en la muerte y la sangre.

Amigos y EnemigosEditar

Khaine y sus seguidores no mantienen relacionas amistosas con ningún otro culto. Están en guerra contra el resto de dioses jóvenes, siendo especialmente hostiles con Morr, y sus seguidores.

Días SagradosEditar

Khaine no tiene días sagrados concretos. Las víctimas de sus seguidores son siempre aceptadas, y es a través del acto del asesinato cuando Khaine es verdaderamente venerado. Khaine puede mandar visiones a sus sacerdotes e iniciados y de esa manera hacerles saber que desea más sacrificios, y un derramamiento mayor de sangre en su nombre.

¿Un aspecto de Khorne o un hermano celoso?Editar

Khaine Magia Divina.jpg

Khaine es el dios del asesinato y los asesinos y su culto está prohibido. Representado como un demonio colmilludo con dagas en cada uno de sus múltiples brazos, Khaine es un violento dios de la venganza adorado por aquellos que desean quitarle la vida a alguien. Sus sacerdotes son asesinos y envenenadores, y más de una persona ha hallado su final sobre los altares de Khaine.

La relación entre Khaine y Morr es una cuestión sin resolver, pues ambos reivindican la autoridad sobre la muerte y los muertos. La mayoría de los eruditos sostienen que Khaine es un aspecto de Khorne. Según este razonamiento, el culto de Khaine no es más que un engaño, una tapadera del culto a Khorne para hacer creer a los estúpidos humanos que no han sido embaucados por el Caos. Los cazadores de brujas y muchos sacerdotes de Sigmar se inclinan por esta explicación, pues aprecian pocas diferencias entre el ansia de sangre de Khorne y la obsesión de Khaine por el asesinato.

Sin embargo, otra facción sostiene que Khaine es el hermano menor de Morr que está celoso de la autoridad de su hermano y que la desea para él. A tal fin, los sectarios de Khaine llevan a cabo sus asesinatos como acto de adoración, precipitando la muerte de sus víctimas para que Khaine pueda robar su alma y aumentar con ella su poder. El culto de Morr considera este acto la herejía más aberrante.

Khaela Mensha KhaineEditar

Aunque muchos podrían tomar a Khaine como otro aspecto del Dios de la Sangre, el origen del Señor del Asesinato es mucho más interesante de lo que suponen las mentes enfermas. En realidad, Khaine llegó al Viejo Mundo por obra de los Altos Elfos de Ulthuan.

Warhammer sacrifice to khaine.jpg

Los ritos y prácticas humanos relacionados con Khaine son burdos y bárbaros, y en muchos aspectos suponen una abominación de las complejas esferas de influencia de la deidad. Para los Elfos, Khaine es en efecto el Dios del Asesinato, pero también lo es de la guerra, y como tal ha desempeñado un papel fundamental en su mitología y su cultura, pues luchó contra Slaanesh y ayudó a Aenarion a expulsar a las hordas del Caos. Cuando los soldados Elfos se disponen a marchar a la batalla, musitan una plegaria al Dios de las Manos Ensangrentadas para que guíe sus espadas y lanzas.

No obstante, existen similitudes entre las brutales prácticas de los humanos que adoran a Khaine y las de los detestables Elfos Oscuros de la lejana Naggaroth. Estos Elfos exiliados desaprueban el modo torpe y primitivo en que se venera a su deidad en el Viejo Mundo, pero sus prácticas no son más que un reflejo perfeccionado de esos mismos actos de asesinato. Sus rituales son espectacularmente sangrientos y siempre incluyen sacrificios. Para los Elfos Oscuros el asesinato, el dolor y la muerte son virtudes dignas de alabanza, componentes esenciales que conforman su sociedad, perfeccionados como arte y como estilo de vida.

PreceptosEditar

  • Sirve a Nuestro Señor Oscuro mediante el asesinato y el sacrificio, y por consiguiente ayúdale a abastecer las tropas de su ejército en la lucha de la Guerra Eterna.
  • Todas las muertes son sagradas, pero para Khaine lo único sagrado es el asesinato.
  • El asesinato es un acto de devoción: no debe precipitarse.
  • El asesinato es gratificante por sí mismo.
  • No se debe desaprovechar ninguna oportunidad de cometer un asesinato. Cada uno de estos momentos es una bendición otorgada por Khaine.
  • Sólo se invocará a los Espíritus Oscuros para causar muerte y derramamiento de sangre.
  • Asesina violentamente a los seguidores del odiado hermano de Khaine, Morr, sin titubear.
  • Ordenar a alguien un asesinato está bien, pero cometerlo uno mismo es mucho mejor.
  • No se debe ocultar la obra de Khaine, aunque con ello se descubra al autor.
  • No se debe traicionar al culto, ni siquiera en la muerte.
  • Siempre llevarás a cabo las tareas que Khaine o sus representantes te pidan. Todos nos dedicaremos a conseguir sus deseos, y el fracaso se pagará con nuestras vidas.

FuentesEditar

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar