Fandom

La Biblioteca del Viejo Mundo

Lengua Oscura

5.536páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Compartir

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Runas del Caos.png

Runas de la Lengua Oscura

Los secretos del Caos no pueden expresarse con los idiomas simples de los mortales. El reikspiel es insuficiente a la hora de expresar las maravillas y sensaciones de la transformación. El tileano no tiene palabras que reflejen la naturaleza del Caos. Ni siquiera el eltharin puede definir completamente la naturaleza del Caos únicamente mediante palabras. No, el Caos es esquivo, incomprensible y enloquecedor. Para abrir su tapa, para escudriñar sus secretos y comprender lo que veas, debes tener una mente capaz de aceptar y describir la experiencia.

Esto es lo que hace precisamente la Lengua Oscura. Se trata de una lengua sólida, vagamente derivada de la lengua arcana de los demonios. El idioma es rico en términos y frases que expresan el misticismo y la arcana complejidad del Caos. En su forma escrita utiliza blasfemas runas del Caos que, incluso aunque se tracen con materiales ordinarios, parecen retorcerse y palpitar sobre las páginas. Usada por los siervos del Caos y sus criaturas, sólo aquellos de mente depravada y absolutamente entregados a las Fuerzas Malignas pueden apreciar sus matices.

La Lengua OscuraEditar

La Lengua Oscura, también conocido como Habla Negra, es el idioma del Caos y de la hechicería, el que hablan sus siervos y seguidores y los practicantes de la magia utilizan para hablar y escribir. Es un lenguaje ritual y el único idioma con el que que puede expresar adecuadamente los misterios del Caos, pues captura lo místico y lo arcano de forma que ningún otro idioma ha podido jamás. Dicho nombre le viene dado sin duda por el hecho de que aquellos que la utilizan lo hacen siempre ocultos entre las sombras y protegidos por velos de oscuridad.

Es la lengua de los demonios, hombres bestia y criaturas del Caos que tienen el poder de hablar. Los nombres de los demonios y los nombres demoníacos secretos de los paladines solo pueden pronunciarse en la lengua oscura y los sirvientes del Caos deben aprender a hablarla y escribirla para poder invocar a las entidades del caos y conversar con los demonios cuando estos aparecen.

Aunque en algunos aspectos es similar a la lengua demoníaca (la que se usa para practicar rituales y hechizos), el habla negra carece del poder mágico de aquella lengua blasfema. Hablar la lengua oscura no suele atraer la atención de los dioses oscuros (no siempre), ni tampoco puede usarse para pronunciar los encantamientos necesarios para lanzar un hechizo o recitar un ritual.

La lengua oscura es también la lengua madre de otras que se hablan en el Viejo Mundo y más allá. El chillones no es más que una corrupción del habla negra, contaminada por pronunciaciones erróneas y cargada de chillidos, gorjeos y demás ruidos, ya que los hombres rata carecen de la estructura vocal necesaria para pronunciar palabras adecuadamente. Además, los Elfos Oscuros de Naggaroth hablan un idioma relacionado conocido como élfico negro, que fusiona el léxico del eltharin (el idioma de los altos elfos) con el del habla negra, aunque en los asuntos relacionados con la hechicería utilizan la lengua oscura.

Tal y como se ha mencionado, la lengua oscura es rica en expresiones y términos que reflejan la naturaleza compleja del Caos. Muchos cometen el error de atribuir significados básicos a las palabras. pero cada una de ellas posee un significado y contenido mucho mayores de lo que pueda proporcionar ninguna traducción. La base de la lengua oscura está formada por una serie de raíces léxicas con un gran contenido semántico y conceptos, con connotaciones distintas según su colocación respecto de otras palabras de la lengua y la añadidura de prefijos y sufijos, que revelan significados diferentes y más profundos dentro de la palabra raíz. Y, desde luego, si se transmuta la raíz se obtienen muchos más significados. A pesar de que puede resultar un lenguaje muy complejo, puede hablarse de una manera muy sencilla.

Raices Lengua Negra.jpg

Aunque las palabras individuales contienen una profundidad increíble, el habla negra posee relativamente pocas palabras raíz en comparación con la mayoría de los demás idiomas, como el élfico, si bien la lengua oscura cuenta con un sinfín de de cambios idiomáticos que pueden darse con la transmutación de raíces y la adición de prefijos y sufijos, lo que permite innumerables variaciones. Así, muy pocos de los que hablan la lengua oscura la dominan con fluidez ni aprenden los numerosos secretos que encierra, pero, a la vez que va aumentando su dominio de la lengua, también lo hace su dominio del sobre el Caos. En consecuencia, se trata de un medio muy eficaz a la hora de revelar saberes ocultos.

La multitud de tribus que viven bajo la sombra del Caos tienen sus propias lenguas y dialectos, como sucede con las naciones del Viejo Mundo. Muchos de estos idiomas incorporan elementos de la lengua oscura, especialmente en los rituales sagrados y en las ceremonias importantes. Cuando se usa de esta manera tan rudimentaria, la lengua oscura pierde gran parte de su potencia, aunque los limitados conocimientos que estas tribus bárbaras poseen bastante para que sus sacrificios sean algo peligroso y arriesgado.

La Lengua de las BestiasEditar

Al igual que los skavens, los hombres bestia tienen problemas para articular las palabras y sonidos de la lengua oscura y el resto les son imposibles de pronunciar debido a sus mandíbulas bestiales, deformes y con grandes dientes. Por ello utilizan una mezcla burda de lengua oscura, gestos corporales, gruñidos, chasquidos, ruidos sordos y elementos de los lenguajes regionales del Viejo Mundo para conformar lo que se conocen conjuntamente con el nombre de lengua de las bestias.

Para alguien ajeno a esta forma de comunicación, este lenguaje bastardo parece más un ruido que una lengua sofisticada, ya que se compone poco más que de una algarabía de rugidos, una cacofonía de bramidos, murmullos y gruñidos indescriptibles. Si a esto se añaden los chillidos, aullidos y balidos que suelen usar los hombres bestia para enfatizar sus expresiones, la verdad es que no está muy claro si los hombres bestia hablan un idioma siquiera. De echo, este idioma no es para nada sutil.

Pero independientemente de la opinión predominante, los hombres bestia son criaturas inteligentes, y a pesar de su aspecto brutal, y del hecho de que algunos de sus miembros ni siquiera son capaces de hablar, emplean su lengua de forma eficaz, pues transmiten una amplia variedad de significados y conceptos. Hasta la más necia de ellas puede entender una lengua, aunque no pueda comunicarse más que con gruñidos.

La lengua de las bestias se compone de un conjunto de sonidos antinaturales que el hombre no puede llegar a articular, por lo que hablarlo es algo que va más allá de la capacidad de los humanos. En los casos insólitos en que los hombres bestia se dignan a hablar con los seguidores humanos del caos, usan una mezcla de lengua oscura básica, lengua de las bestias, lenguaje corporal, señales y gestos; si se frustran vuelven a la lengua de las bestias. Y si se frustran aún más, matan al humano en cuestión.

Las Runas del CaosEditar

La forma escrita de la lengua oscura está compuesta por una serie de runas del Caos, cada una de las cuales representa un sonido articulado. Como lenguaje escrito, la lengua oscura posee unas propiedades menos poderosas que las que tiene oralmente y de ahí que los versados en la magia se dediquen a escribir sus hechizos en grandes volúmenes y grimorios. Únicamente al ser pronunciadas en voz alta es cuando estas palabras adquieren toda su dimensión y poder.

Esto también hace que sea complicado traducirlas, ya que ningún hechicero utiliza exactamente las mismas runas para representar los mismos sonidos. Por esta razón, tratar de leer un texto de otro hechicero y pronunciar incorrectamente un ritual o un conjuro puede tener consecuencias terribles y a menudo fatales. Las runas del Caos vibran con poder propio y el contemplarlas durante mucho rato puede provocar nauseas, traer la enfermedad y hasta provocar la locura. Es por esto por lo que muchos de los estandartes del Caos portan estas runas, para sembrar el desánimo y la confusión al enemigo.

Estas inscripciones pueden hallarse en cualquier cosa relacionada con el Caos, desde estandartes y los monolitos del Caos que delimitan las fronteras de los Desiertos del Caos hasta los apresurados garabatos grabadas sobre las piedras de manada, inscripciones en armas y marcas en santuarios y templos, pintarrajeadas con sangre o estiércol Las runas del Caos son muy características, y su carácter las hace fácilmente identificables; no se puede llegar a confundir una runa del Caos por ninguna otra cosa salvo lo que es.

Las Runas del Caos como IndicadoresEditar

Las runas del Caos representan ideas y experiencias. En cierto sentido, estas runas son abreviaturas de expresiones más complejas. Una única runa podría representar una mutación, o incluso señalar un lugar con altas concentraciones de Dhar. Se cree que hay una única runa para cada mutación, para cada uno de los cambios que jamás se hayan producido o se vayan a producir. Muchas de las criaturas bendecidas por los dioses del Caos también descubren estas extrañas runas palpitando bajo su piel. Los mutantes que desean mantener el anonimato pueden llegar a arrancarse de la carne estas runas para evitar llamar la atención; de ahí que los cazadores de brujas desconfíen tanto de las personas con grandes cicatrices.

Runas fonéticasEditar

Las runas del Caos se representan mediante runas fonéticas. Estas runas se usan igual que letras, formando palabras y frases en función de su colocación. Son una evolución de las runas fonéticas demoníacas empleadas en hechizos y rituales; este tipo de escritos son muy buscados en todo el Imperio (y más allá). Los cazadores de brujas y demás agentes del culto de Sigmar se afanan por destruirlos, mientras que los sectarios los atesoran por los secretos que contienen.

Runas de la Lengua de las BestiasEditar

Los hombres bestia utilizan una versión corrupta y simplificada de las runas fonéticas de la lengua oscura para marcar sus piedras de manada o para dejar mensajes a los demás miembros de su manada. Estas runas son siempre muy toscas, ya que los hombres bestia carecen de la precisión necesaria para escribir con pulcritud. La mayoría de los hombres bestia utilizan sus desechos corporales en vez de recurrir a las runas, pues la experiencia les resulta más satisfactoria que dedicarle tiempo a arañar garabatos sobre una roca. No obstante estas marcas son muy difíciles de entender pues los hombres bestias apenas saben escribir y, por tanto su escritura es muy directa y particular.

Frase Bestias.jpg

Esta es una frase típica que un Beligor grabaría en la piedra de la manada en cuanto llegase a una reunión de rebaño. La frase es muy simple: “Ghaar-gor, Khorne, 5 y 10 guerreros” . Su significado indica que el beligor Ghaar-gor, campeón de Khorne, y su manada compuesta por 15 o 50 guerreros (el lenguaje no es muy específico en lo que se refiere a los numerales, que las diferentes manadas escriben a su manera), acampó junto aquella piedra de la manada.

FuentesEditar

  • Libro de ejército "Hordas del Caos" 6ª Edición.
  • Libro de ejército "Bestias del Caos" 6ª Edición.
  • Warhammer Fantasy JdR: Tomo de Corrupción (2ª Ed. Rol)

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar