Fandom

La Biblioteca del Viejo Mundo

Thyrus Gormann

5.535páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Compartir

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Thyrus Gormann Warhammer Online por Erik Polak.jpg

Magister Patriarca del Colegio del Fuego

Cada siete años, los representantes de los ocho Colegios de la Magia en Altdorf se reúnen para decidir cuál de ellos será el Patriarca Supremo durante el siguiente período de siete años. Esta decisión es muy importante, puesto que Vientos de la Magia soplarán con fuerza para el Colegio al que pertenezca el elegido para el puesto, mientras que los otros colegios verán cómo su energía mágica disminuye.

La prueba para determinar el Colegio dominante es un violento enfrentamiento mágico, en el cual los hechiceros enfrentados y sus seguidores dejan fluir su magia para demostrar su poder. Los magos se convierten en una especie de gladiadores mágicos y combaten unos contra otros para imponer su poder y derrotar a sus rivales. Hace años este concurso no tenía reglas, y normalmente acababa con la destrucción de grandes zonas de Altdorf, y una gran matanza entre la población civil. Actualmente la competición tiene lugar dentro de los límites estrictos del Salón de Obsidiana, y se ha convertido en una de las festividades más espectaculares del Calendario Imperial.

Thyrus Gormann, Gran maestre de la Orden brillante, ha sido Patriarca Supremo y el líder de todos los magos del Imperio durante muchos años.  No hace mucho ha sido derrotado por un joven hechicero del Colegio Dorado, de nombre Balthazar Gelt. Thyrus ha aceptado la derrota y ha jurado lealtad al nuevo Patriarca, pero  su fiera sangre y sus ganas de superarse probablemente lo hagan situarse en posición de aspirante cuando se proclame el próximo duelo. Mientras, Thyrus suele asistir a la corte imperial de Altdorf y es uno de los más antiguos y fiables consejeros de Karl Franz. Debido a ello, ha ejercido una influencia política considerable durante (y desde) su mandato.

Thyrus Gormann tiene un aspecto imponente. Mide más de metro ochenta, tiene anchos hombros, una barba cobriza engrasada y cincelada, y una feroz nariz aguileña. Tiene más aspecto de general veterano que de magister, y en cierto sentido es ambas cosas. No cabe duda de que tiene una presencia imponente, y muchos de los miembros de la corte imperial desconfían de su naturaleza tempestuosa. De risa fácil y cólera aún más fácil, es el piromante más experimentado y poderoso del Viejo Mundo, y no es de los que toleran estupideces.

La Sombra Sobre Albión Editar

Nada más tener noticias de que las nieblas alrededor de Albión se habían dispersado, el Emperador Karl Franz convocó un concilio en Altdorf. Cada Conde Elector tuvo que ir a la capital, donde el Emperador explicó el descubrimiento. El Patriarca Supremo Balthasar Gelt, junto con el Gran Teogonista, accedieron en que aquello no era una buena señal y, por tanto, había que enviar tropas a la isla de inmediato. Con las tribus de Orcos avanzando en grandes números desde el Sur y rumores de que las Arcas Negras habían sido avistadas en la costa oeste, el Emperador prefería no dispersar sus tropas y dejar el Imperio abierto al ataque. No obstante, hizo saber a los Condes Electores que no se opondría a que organizaran sus expediciones por cuenta propia.

Balthasar se nombró a sí mismo voluntario para dirigir un pequeño grupo de exploradores a Albión en nombre del Emperador, pero Karl Franz, en su sabiduría, asignó la labor a Thyrus Gorman. Desde que había perdido la posición de Patriarca Supremo, Thyrus había permanecido en Altdorf. Karl Franz vio en el descubrimiento de la nueva isla la oportunidad perfecta para que el hechicero recuperara parte del honor que había perdido al ser desplazado de su posición por el relativamente joven Balthasar.

Conociendo el alto número de bajas de las primeras expediciones del Imperio, Thyrus sabía que aquella no sería una misión sencilla. Reunió tanta información como pudo de los informes anteriores, recogió algunas de sus posesiones más preciadas y partió hacia Albión. Después de cruzar los traicioneros páramos se unió finalmente a las tropas de Altdorf. Apenas llevaba una hora con ellas, cuando fueron atacados por abominables criaturas de aspecto bestial. Emergían de los pantanos en gran número aullando espantosos gritos de guerra a los defensores del campamento. El comandante de la guarnición insistió a Thyrus que debía resguardarse del peligro en su tienda, pero Thyrus acalló los ruegos del comandante con una mirada de rabia y se dirigió al mismo centro de la lucha. 

Pronto fue rodeado por horrendas criaturas bestiales, pero las partió en dos con una espada llameante y todas las criaturas que iban a enfrentarse a él, prefirieron huir que enfrentarse a la hoja encantada. Cuando no quedó ningún enemigo deseoso de enfrentarse a él en combate cuerpo a cuerpo, desató sus poderes mágicos contra la horda bestial. Grandes bolas de fuego explotaron en su centro y ni siquiera los poderosos Minotauros pudieron sobrevivir a su ferocidad. La oscura noche quedó iluminada por las llamas de furia que Thyrus había desencadenado contra sus enemigos. Habían pasado muchos meses desde que Thyrus hubiera visto batalla y se sentía ansioso por demostrar a sus soldados que no había perdido ninguna de sus antiguas habilidades.

Los Hombres Bestia huyeron aterrorizados del Hechicero Brillante y la fuerza del Imperio sólo sufrió un porcentaje mínimo de bajas. Los soldados de Karl Franz, descorazonados por el espantoso clima y las repetidas derrotas que habían sufrido hasta entonces a manos del enemigo, estallaron en un grito de júbilo. Ahora el ánimo del campamento ha cambiado drásticamente y los fatigados soldados han hallado un coraje y una fuerza renovados. Esperan con impaciencia las órdenes de Thyrus y saben que, con él como líder, son un ejército temible.

Thyrus sabe que para adentrarse en Albión necesitará emplear los servicios de los legendarios Arúspices de quienes le habían hablado. El ejército marcha ahora hacia adelante y sus exploradores buscan un guía. Avanzan más y más tierra adentro y las tribus de Orcos que antes amenazaban con masacrar el campamento ahora se alejan de ellos. Thyrus disfruta de su nuevo papel como Hechicero de Batalla y se siente feliz de haber dejado a un lado la política interna de la corte para dirigir de nuevo a los hombres de Sigmar a la guerra.

Objetos Mágicos Editar

  • Espada Brillante: Esta espada mágica lanza el hechizo Espada Ígnea de Rhuin, si se intenta dispersar el hechizo, la espada volverá a lanzar llamas de nuevo.
  • Báculo del Fuego: Este báculo canaliza la energía de la magia del fuego y hace que los hechizos de Thyrus tengan un alcance mayor. Cuando Thyrus Gormann era el Patriarca Supremo en lugar de este báculo usaba el Báculo de Volans.
  • La Piedra de Fuego de Agni: Es una piedra que aún arde debido a los fuegos volcánicos que se utilizaron para crearla. Este objeto funciona exactamente igual que una Piedra de Energía, pero puede ser utilizada de forma más seguida.
  • El Rubí en Llamas: las energías de este poderoso elemento se manifiestan en forma de intensas llamas que envuelven al hechicero protegiéndole y otorgándole vigor.

MiniaturaEditar

Imágenes Editar

FuentesEditar

  • Ejércitos Warhammer: El Imperio (4ª Edición).
  • Ejércitos Warhammer: El Imperio (5ª Edición).
  • Warhammer Fantasy JdR: Reinos de la Magia (2ª Ed. Rol).

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar